More blogs about wifi wimax mesh.

domingo, septiembre 18, 2005

¿Qué fue de aquellos “Zamora Wireless”?


Recuerdo perfectamente el día que fui en Septiembre de 2002 a la inauguración de la 1ª red Wi-Fi municipal de España, Zamora Wireless, implantada por Afitel (Wireless&Satellite Networks) y la colaboración de Intel. Con todos mis respetos, parecía ser otro pelotazo de Ignacio Ozcáriz, ex-Consejero Delegado de Recol. Y la verdad es que la cosa pintaba bien:


- Internet Wi-Fi de 2 Mbps por 10 €/ mes (¡estamos hablando de hace 3 años!)
- Sin cables, y tarifa plana.
- En todo Zamora, con cobertura en ampliación progresiva.

Y claro, no podía ser el caballo tan bonito como lo pintaban. Bajo mi punto de vista, el primer problema radicaba en la propia esencia de la tecnología: se pretendió dar cobertura a una ciudad de 50.000 habitantes con Puntos de Acceso Intel, 802.11b, bastante normalitos. Los problemas empezaban en todas partes:

- La instalación tenía que ser en fachadas, bajos, techos de locales comerciales, etc, dando poca cobertura al interior de las viviendas, que es donde se usaba el servicio. A partir de la 3ª planta ya no había cobertura, o era muy inestable.
- Los AP’s iban todos cableados a una electrónica de red, trabajando en condiciones de exteriores complicadas en una ciudad gélida como Zamora: caro y difícil de mantener.
- La masa crítica de usuarios necesaria para ganar dinero era muy alta, debido al bajo coste del servicio.
- Los usuarios se empezaban a quejar en los foros, dándose de baja más tarde y desaconsejando al resto que lo contrataran.
- La empresa no disponía de recursos técnicos y financieros necesarios para dar un mantenimiento en condiciones: cosa muy normal, ya que debía ser costosísimo mantener aquello.
- Cada vez había más AP’s que no funcionan y, por lo tanto, más gente cabreada…

… Como vemos, es la pescadilla que se muerde la cola. Estaba condenado al abandono por parte de todos: el usuario no paga, la empresa no mantiene y el servicio no funciona.

Y es que casos así ha habido unos cuantos, pero entonces no disponíamos de la tecnología para que aquello fuera creíble y rentable. Hoy sí. Pero indudablemente el trabajo y la apuesta que hizo Afitel merece el más grande de los aplausos. Hacen falta más iniciativas pioneras que puedan oler negocio antes de que realmente exista, para que todos avancemos…